Pocos celebraron a sus padres en restaurantes del CH

Foto: 
Enfoque
 
Jaime López

A pesar de que ayer fue celebrado el Día del Padre en México, la baja asistencia en restaurantes y diversos establecimientos de comida, ubicados en el primer cuadro de la ciudad, dio cuenta o evidenció la poca atención que los progenitores reciben en su jolgorio.

 

En un recorrido efectuado por Imagen Poblana en el Centro Histórico, varios comercios localizados en la zona de Los Portales, como el restaurante La Porfiriana o aquellos pertenecientes a los hoteles de la región, lucieron desérticos o con la mitad de las mesas ocupadas. Asimismo, señores de la tercera edad degustaban sus platillos en forma solitaria, mientras que apenas un puñado de padres eran acompañados por sus vástagos.

 

"En este día esperábamos más gente, pero de hecho no tenemos mucha, fue como un día normal prácticamente. En comparación con el día del 10 de mayo, fue bajo, ya que el día de las madres estuvo con mucha gente todo el tiempo; estuvo fluido las 17 mesas que tengo, en ese día estuvieron abarrotadas", señaló Ricardo Fernández, gerente de cafetería "Winky".

 

En entrevista, Fernández abundó que el 10 de mayo tuvo más afluencia. Incluso, fueron registradas  varias reservaciones días previos; en contraste con el Día del Padre, en el que no tuvieron ninguna reservación.

 

Por su parte, uno de los meseros de la taquería La Oriental platicó que a pesar de esperar más afluencia, solo tuvieron un 10 % de incremento en su negocio. Resaltó que las mamás suelen abarrotar los restaurantes de Los Portales porque se les consiente o "apapacha" en mayor grado, en contraste con los papás.

 

"Pensamos que iba a estar bueno, la verdad, pero ha estado muy bajo. Aquí en Los Portales igual está bajo", dijo.

 

Algunos ciudadanos señalaron que los papás prefieren estar descansando durante su día, con el propósito de "recargar energías" para la semana. Agregaron que los varones procreadores suelen decantarse más por estar viendo la televisión mientras toman cerveza que salir a un restaurante para ser celebrados.