Pasar al contenido principal

Vendedor de ventiladores médicos a México tiene acusaciones de fraude en EU

Vendedor de ventiladores médicos a México tiene acusaciones de fraude en EU

Las autoridades mexicanas han hecho un contrato millonario para la compra de ventiladores médicos con una empresa, cuyo dueño está acusado de fraude en Estados Unidos y México.

 

Baldemar Pérez Ríos, propietario de la empresa contratada por el Instituto Mexicano del Seguro Social —IMSS— para la compra de 2,500 ventiladores para pacientes con COVID-19, está vinculado con un fraude en Estados Unidos y un intento de estafa a Petróleos Mexicanos (PEMEX).

 

De acuerdo con una investigación del portal Mexicanos contra la Corrupción y la Impunidad —MCCI—, el IMSS contrató a la empresa Levanting Global Servicios SA LLC para adquirir 2,500 ventiladores por la cantidad de 93 millones de dólares. Con el argumento de la emergencia sanitaria, la adjudicación fue directa, es decir, sin ningún proceso de licitación.

 

Por otro lado, MCCI reveló que la proveedora del equipo médico es una empresa dedicada a expedir servicios petroleros que fue creada el 24 de febrero de 2015 en Misuri, Estados Unidos. Baldemar Pérez Ríos —también llamado Baldemar Ríos—, además, aparece como dueño de otras empresas, tres de ellas con domicilio en Cedar Creek, Houston.

 

Asimismo, la investigación detalla que Baldemar Ríos fungió como director ejecutivo de Chimera Energy Corp., una empresa presuntamente fantasma que había sido creada en Texas para engañar a inversionistas con la mentira de que tenían un proyecto para desarrollar una tecnología de extracción de petróleo.

 

La Comisión de Bolsa y Valores de Estados Unidos —SEC, por sus siglas en inglés— intervino a finales de 2012 para suspender la negociación de acciones con Chimera Energy e inició una investigación contra el dueño y sus directivos por presunto fraude.

 

Baldemar Ríos también estuvo involucrado con la empresa Centex Global Energy LP, la cual tiene el mismo domicilio de Energy Connection LLC, Super Crossing LLC, y Technology Procurement LP, en Houston, Texas. Todas ellas bajo la dirección del empresario mexicano.

 

Centex Global Energy LP fue acusada en 2010 por el órgano interno de control de PEMEX Petroquímica de haber presentado documentos falsos para participar en la licitación pública internacional 18578019-018-09, para la adquisición del "sistema de encendido electrónico para quemadores del área de tratamiento de efluentes y quemadores del Complejo Petroquímico Morelos".

 

Según el expediente del caso, precisa MCCI, Centex Global Energy, junto con Soluciones Térmicas Agni SA de CV, presentaron una carta aparentemente emitida con el aval de la fabricante o dueña de la marca, la empresa denominada Zeeco, Inc. Sin embargo, personal de Pemex comprobó que el documento presentado era falso y se le inhabilitó por más dos años.

 

Durante el tiempo que enfrentaba las acusaciones por fraude por su participación en Chimera Energy, Baldemar Ríos participó en la creación de otras cuatro empresas en Texas, todas dedicadas a brindar servicios petroleros: Levanting Global Servicios SA LLC, registrada el 24 de febrero de 2015; One Energy Mid-Stream LLC, One Energy Solutions Inc. y Technology Procurement LLC, estas tres últimas inscritas formalmente el 17 de febrero de 2017, según el informe de MCCI.

 

Levanting Global Servicios SA LLC es ahora representante de la empresa china, Beijing Aeonmed Co., que proveerá los ventiladores de uso médico al IMSS. Esto, a pesar de que la compañía de Baldemar Ríos esté en el sector de servicios petroleros y no de equipo médico.

SIGUE CONECTADO