Pasar al contenido principal

Muertes en asilos especiales de ancianos de Suecia se triplican en abril

Muertes en asilos especiales de ancianos de Suecia se triplican en abril

Las muertes en los asilos especiales de ancianos de Suecia se triplicaron en abril en comparación con el mismo periodo del año pasado, de acuerdo con cifras del Registro Sueco de Cuidados Paliativos (SRPC, por sus siglas en inglés).

  

Cerca de 800 muertes fueron reportadas al SRPC en la región de Estocolmo tanto sólo en el mes pasado, informó hoy la Televisión Sueca (SVT).

  

En comparación, en abril de 2019, se reportaron 270 muertes al SRPC. La cifra nacional fue de 2.634 muertes en abril de este año, en comparación con 1.728 de abril de 2019.

  

Staffan Lundstrom, responsable de investigación del SRPC, dijo hoy a SVT que un creciente número de ancianos están siendo clasificados como agonizantes o en necesidad de cuidados paliativos, y muchos están siendo examinados de manera remota en lugar de ser atendidos por médicos en persona.

  

De acuerdo con SVT, una persona considerada como en estado paliativo no es enviada a un hospital en Suecia, sino que recibe atención en un asilo para optimizar la calidad de vida y mitigar el sufrimiento en la etapa final de su vida.

  

"Creo que un número significativamente menor de personas está siendo visitado y diagnosticado como 'vidas'... En el mejor de los mundos, el médico visitaría a cada paciente, pero no creo que eso haya sido posible", dijo Lundstrom a SVT.

  

Durante la pandemia de la COVID-19 en Suecia, la cifra de muertes registradas se ha incrementado dramáticamente, lo que de acuerdo con Lundstrom "refleja lo que también estamos viendo en el resto del mundo".

  

Normalmente, alrededor del 75 por ciento de los que mueren en los asilos de ancianos en Suecia son registradas en el SRPC. No obstante, el SRPC no especifica si la COVID-19 fue o no la causa de muerte o si los ancianos recibieron cuidados paliativos antes de morir.

  

De acuerdo con la Asociación Sueca de Autoridades Locales y Regiones, hasta octubre de 2018, había 88.000 suecos de 65 años de edad o más viviendo en asilos especiales, donde los residentes viven en sus propios apartamentos, aunque tienen acceso a instalaciones y personal de atención.

SIGUE CONECTADO