Cómo aprenden los niños: los retos de la educación virtual durante la pandemia

Foto: Enfoque

De acuerdo con Carmina González, directora de la escuela Montessori Domani, entre los principales retos de la educación virtual durante la pandemia por COVID-19 destaca la prevención de rezagos psicológicos y educativos en los niños después de más de un año de permanecer en clases online. El Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) informó, los niños son especialmente propensos a desarrollar complicaciones académicas, sociales, y psicológicas por modificaciones abruptas y persistentes de su vida cotidiana. Bajo esta línea la especialista indicó en entrevista exclusiva para NotiPress, la combinación de las clases presenciales con clases online ayuda a mitigar dichas complicaciones con adecuados procesos de aprendizaje, adaptación, habilidades motrices, y socialización.

 

Ante el regreso a clases presenciales durante la segunda mitad del 2021, la directora del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) María Elena Álvarez-Buylla confirmó el modelo de aulas presenciales y virtuales para 1’610,000 estudiantes de educación básica. Este esquema, conocido como modelo híbrido por docentes y especialistas en pedagogía, tiene por objeto seguir filtros de responsabilidad en casa y escuela con asistencia presencial escalonada. Un factor de peso sobre la decisión de apertura en las escuelas es la necesidad del contacto físico y presencial durante las etapas de formación de niños y adolescentes, comentó Carmina González.

 

Según la directora de Montessori Domani, esta institución adoptó el uso de Zoom como herramienta para la educación virtual desde la transición al aprendizaje en casa durante abril de 2020. No obstante, la comunicación y dinámica escolar en clases en línea mediante videollamadas ofrece limitaciones en cuanto a la participación y desempeño de los estudiantes.

 

Entre las medias para mejorar la retroalimentación académica y asegurar el aprendizaje se implementaron lineamientos a los padres y tutores, con objeto de adaptar los espacios del hogar como un aula. Asimismo se implementó una modalidad de evidencia, principalmente con recursos audiovisuales por medio de los cuales los padres y tutores pueden mostrar las actividades de los niños mediante videos o fotografías

 

Pese a los esfuerzos por mejorar la educación virtual, con beneficios de concentración para algunos niños que se desempeñan mejor con privacidad, los estudiantes no pueden compartir todo lo que hacen. "Por ello se pierde un poco la retroalimentación en cuanto al contenido académico, de socialización, y estructura del lenguaje", advirtió la directora sobre los límites y retos del esquema.

 

Bajo esta línea, el aprendizaje del segundo idioma destaca por su dificultad en las clases virtuales, sobre todo en casos donde el docente hable con ese idioma durante las lecciones. En ese sentido, requieren buscar herramientas y cursos didácticos para mantener al estudiante interesado, de lo contrario los niños podrían buscar abandonar las clases.

 

La enseñanza presencial permite trabajar el aprendizaje socioemocional para los estudiantes, indicó ante NotiPress Erika López del Puerto, gerente regional de la plataforma de aprendizaje en la nube D2L. Montessori Domani informó, uno de los mayores beneficios del contacto presencial en el modelo mixto es la familiaridad entre estudiantes y profesores, así como entre estudiantes y estudiantes. Al identificarlos en sus dinámicas cotidianas se facilita desarrollar la interacción social y relaciones interpersonales.

 

Con respecto a los riesgos por rebrotes sanitarios y cambios en el semáforo epidemiológico, la experta en pedagogía informó, el modelo híbrido permite a los niños prepararse en caso de requerir estar en casa nuevamente. Por medio de las herramientas digitales, especialmente tablets y computadoras, los estudiantes pueden incorporarse rápidamente con las habilidades necesarias para adaptarse a la educación virtual. "Si en las escuelas se presenta un rebrote de la enfermedad, los estudiantes ya saben qué hacer y cómo manejar los temas y dinámicas' de clases virtuales", concluyó. Aunado a ello, destacó el potencial de concentración del esquema, "algunos estudiantes pueden concentrarse mejor en el modelo híbrido gracias a que tienen mayor privacidad y pocas distracciones".

Notas Relacionadas