Soledad acelera el envejecimiento aun más que el tabaquismo, revela estudio

Foto: Pixabay

Un estudio elaborado por investigadores de la Universidad de Stanford, en California, y de la empresa Deep Longevity, de Hong Kong, reveló que la soledad y la infelicidad son más dañinos para la salud que el tabaquismo. Los expertos descubrieron que estas emociones negativas aceleran los relojes biológicos de las personas.

 

La sensación de soledad, infelicidad y desesperanza añade un año y ocho meses más a la edad de una persona, cinco meses más que el hábito de fumar. Estos efectos negativos en el reloj biológico aumentan el riesgo de padecer Alzheimer, diabetes, enfermedades cardíacas y otras dolencias.

 

Los especialistas señalan que la inflamación crónica causada por el descontento genera daños en las células y los órganos vitales. Al respecto, Laurie Theeke, decana asociada del programa de doctorado en enfermería, señaló que “no es ninguna sorpresa” que la soledad acelere el envejecimiento más que el tabaquismo.

 

 

“Llevo estudiando esto desde 2002 y hay muchos conjuntos de datos nacionales que demuestran que la soledad conduce a una vida más corta, a una mayor mortalidad y a más comorbilidades, así que esto no me sorprende en absoluto”, reconoció.

 

De acuerdo con ella, las personas solitarias tienden a tener mayores niveles de inflamación y ansiedad que los demás, también son menos activas, lo que termina empeorando su salud.

 

Para este estudio, los investigadores utilizaron datos de 12,000 adultos chinos. Los participantes eran de mediana y avanzada edad y cerca de un tercio tenía una enfermedad subyacente importante, como alguna afección en los pulmones, cáncer o haber sobrevivido a un accidente cerebrovascular.

 

Utilizando muestras de sangre, encuestas y datos médicos, los expertos generaron un modelo de envejecimiento para predecir la edad biológica de los participantes. A continuación, emparejaron a los participantes por edad cronológica y sexo, y compararon sus resultados para establecer cuáles envejecían más rápido.

 

Los resultados mostraron que la sensación de infelicidad o soledad eran el mayor predictor de un declive biológico más rápido, después seguía el tabaquismo, que añadía un año y tres meses a la edad de la persona. Por otro lado, también se descubrió que ser hombre añadía cinco meses.

 

 

Vivir en una zona rural aumentó la edad cuatro meses, lo que puede responder a condiciones laborales más duras y a un menor acceso a hospitales o consultas médicas. También se encontró que el hecho de no haberse casado nunca aumentó la edad en casi cuatro meses.

 

“Los estados mentales y psicológicos son algunos de los predictores más sólidos de los resultados de salud y de la calidad de vida; sin embargo, se han omitido en la atención sanitaria moderna”, explicó Manuel Faria, investigador de Stanford.

 

Debido a que la investigación solo incluyó a personas de mediana y avanzada edad, no se sabe si los resultados se pueden trasladar a grupos de menor edad.

Notas Relacionadas